YA ESTABA PREPARADO


Anoche tuve un encuentro espantoso con uno de mis síntomas. Este tipo de eventos me ha sucedido alrededor de 4 veces desde la cirugía. Es una sensación que parece no tener fin con la náusea, y lo único que le ruegas a la vida es que no termine en vómito, pos’ sí terminó y a la vida le valí verga una vez más. Cuando esto sucede termino muy adolorido de mi nuevo órgano, y opto por recostarme en mi súper cama ortopédica, levanto mi cabecera y piesera a control remoto, pero con esa sensación tan espantosa pos’ ni lo disfruto tanto, pero mi cuerpo sí y me lo agradece. Después de este eventito ridículo pude dormir, y me levanté muy fresco y alechugado, como si no hubiese habido evento alguno.


Pos’ que me levanto, y lo primero que hago es abrir el telón, (mi ventanal de mi recámara es mi cabecera, y como entra mucha luz le puse arriba de las cortinas claras, unos telones que aún tengo del Búnker Cultural, así que parece como si se abriera telón), pos’ ahí estaba cuando descubro la calle limpia, sin gente, tranquila, con el trinar de los pájaros, los perros a lo lejos y así la vida.


Fue entonces que me percaté que la vida ha sido muy chida conmigo, a veces culera pa’ los trancazos, pero al final de cuentas chidita. Ésta ya me había preparado para este momento. Desde que regresé a Tijuana en julio 2019 he vivido confinado al encierro, yo lo acepto, pero no era lo deseado, pero me adapto, soy bueno pa’ esas cosas. La mayor parte del mes estoy con mis gatas en casa, tengo pocas visitas, y por lo general son las que yo sutilmente persuado para que me visiten, pos, ¿qué creen?, ahora ni eso puedo jajajajajajajaja, pero como ya estaba acostumbrado a no convivir con gente pues no crean que me ha afectado mucho esta cuarentena.


Hago lo mismo que hacía antes de esto:

Despierto, desayuno, escribo, cocino, jardineo, (lo de me drogo no lo pondré porque eso ya debiera ser algo común para ustedes como lo es para mí, aquí no se trata de alardear con la mota, se trata de invitar a la gente a consumirla por salud mental y emocional), por lo general tengo música todo el día y a muy buen volumen, porque puede que ande en alguna de las habitaciones que quedan del otro de la casa y sería un error andar limpiando y sin música, y por lo general es mi Playlist que tengo en Spotify, que por cierto me comparten la cuenta, así que si un buen día ya no me ven por ahí es porque seguramente me mandaron de nuevo a la verga, también algo común en mi personita, pero no hardfeelings, yo soy master en mandar a la verga a la gente, (con la familia lo hice, y vieran que ni les extraño), el punto es que escucho música chida todo el día.


Lo curioso de esto es que ahora ya ni tengo necesidad de tomar siesta. Me levanto alrededor de las 8am, y me duermo por lo general a la medianoche, pero no tengo necesidad de siesta como cuando era mortal como ustedes y trabajaba como asalariado. Tampoco soy de los que ve Netflix o Prime Video de Amazon, (porque también tengo ése y es una maravilla), pero ni así me gusta perder mi tiempo en ello.


Y como esto ya se los vengo manejando desde hace casi un año pos’ qué vergas me va hacer a mí la cuarentena. Yo ya estaba preparado, aunque hubiese chido haber quedado en cuarentena con algún Weed Buddy para motear, tripear y toquetear, pero no, la vida no me da todo, me preparó para esta pinche mamada pero SOLO, y -Ándele, puto, chínguese, no que muy vergas- y pensar que esto hubiese sido un buen encerrón porque cocino rico, soy chidito mamón, divertido y motorolo, ¿qué más podrían pedir?


Y así, pos’ desde acá les escribo porque ya ni siquiera me dan ganas de leerles, y menos cuando ustedes sí están con familia, roomates o amigos y todavía se quejan.


Aprovechen convivan y conozcan a sus personas que les rodean, más allá del parentesco que ostentan hay personas que ahora están formando con ustedes su propia pequeña comunidad tan urgente y necesaria.


Y hasta aquí les dejo hoy porque estoy curtiendo zanahorias. No es mi verdura preferida pero curtidas en vinagre sí me las aviento. Más tarde les pasaré la receta para quienes quieran hacer sus conservas y entretenerse en algo.


Que el Abyss les acompañe

🖤🧙🏽‍♂️

4 vistas
Suscríbete a mi Poema Diario

© 2016 by Abyss Borboa Olivera 

Proudly created with Wix.com

Búnker Cultural

Plaza Pavilion, Zona Río 9111

Tijuana, B. C., México

Tel. 664-394-9179

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon