ANÉCDOTAS DE LA COMARCA


Mi comarca tiene varios abarrotitos por toda la colonia, pero hay un mercadito principal, podría estar mejor, pero es lo que hay y yo no tengo ningún problema porque ahí resuelvo ciertas compras que me evita bajar a la civilización y meterme a un mercado con montones de gente. Y ni crean que soy alérgico a las reglas covidianas, al contrario, me gustan desde antes de la pandemia, eso de la sana distancia, y grupos pequeños es lo ideal para mí, y ahorita los mercados grandes están retacados de gente y solo hay lineamientos de sana distancia en cajas, el resto es un desvergue.


A veces hago las compras de carne para mi consumo, y compro entre 1/2 y 1 kilo de la carne de res o puerco que me apetezca, yo sé lo que voy a pagar y lo que me va a salir más caro en ese mercadito que el súper, a mí me evita pedos y yo pago por evitar pedos que puedo solucionar sin ser corrupto. Por lo general voy en las tardes cuando no hay gente para seleccionar a mis anchas. No hay mucho, pero de lo poco que hay llevo mi selección. Agarro canastita y toda la cosa, paso a carnicería y pido mi carne. En verduras y frutas ni me detengo, no siempre hay buena selección, pero para frutas y verduras voy a un mercadito en Terrazas de la Presa que cumple mis necesidades.


La cajera del mercadito de la comarca es compita, años de vernos las caras, saludarnos, agradecer y despedirnos, así que cuando he hecho mi supercito siempre hay un comentario de mi compita cuando me da el monto total de mi compra, por lo general es entre $450-$500 pesos, y nunca falta el comentario quejoso de lo que llevo por lo que voy a pagar. -En el súper se lleva más.- Y sonríe apenada. Yo le sonrío y le hago ver que no tengo pedos. Voy una vez cada 15 días ni siquiera es como que gaste ese dinero cada semana. Cuando más pago es cuando compro carne, pero no vuelvo a comer carne hasta dentro de un mes, porque ese kilo me durará toda la semana.


Antenoche fui al mercadito de la comarca porque mi coche anda fallando y no quise arriesgarme y quedarme sin ciertos víveres. Tenía ganas de un Apple Pie, pero me hacía falta ciertos ingredientes. En esta ocasión mi compita no dijo mucho, fueron $480 pedos.

-Ay- y subió las cejitas en señal de asombro y se rió, yo que andaba muy high lo vi todo en cámara lenta, y solté la carcajada.


La neta yo le soy fiel al mercadito de mi comarca, nomás que no le ponen mucho empeño, pues.


Abyss Borboa Olivera

0 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo